lunes, 30 de julio de 2018

Yacente silencio.




Te das cuenta
qué llevas en los ojos
la trascendencia de tus palabras.

La vida es una parsimonia
donde sólo prima la necesidad
de ser valiente y amar.

Tu lo haces tan bien,
que suelo sentirte perfecta.

Luego de la soledad
de pensar tu sentir
se va estirando el hilo
que la madeja de tus palabras
enmaraño
y al costado de tu esperanza
me quedo acurrucado y latiendo.

Quizás lo vi así de firme
como si lo quisiera
sentir como mío,
un nudos de delirios de esplendor
que atan esa fe,
la que alimenta el credo
de tu amor.

No tengas miedo
de fundirte
en el yacente deseo
que se esconde en tu silencio,
el amor es una espiga de vanidades
que esconden su florecer
y se retuercen indomables
a la orilla de una súplica sin entender.
A veces es mejor un silencio
degollando el corazón
que ir mendigando impasse
en un egoísmo si razón.







Comparte.

domingo, 15 de julio de 2018

Tengo miedo.



Tengo miedo
de que vuele tu brisa
y me alce a tu cielo,
de cerrar los ojos
que no quiero y cierro.

Tengo miedo
de esta profundidad
que se asienta y me delata,
de no saber custodiar tu nombre,
de hacerte a cada instante
palabra mimada,
dulzura emanada
en el manantial del poema.

Alquimia tirana,
bruma lenta
que me envuelve invisible
y me mantiene a la espera,
espera,
del que como yo
por ti desespera.

Tengo miedo
a recibirte entera,
a desintegrarme en tu esfera,
a fundirte en palabras
que siguen escondidas
en el fondo de mi chistera,
yo susurro
y paso las noches en vela
jazmín y  amapolas
hacen vigilia y centinela
de esta ofrenda que espera
que se entregue a ti
lo que en mi tu ya llevas
Comparte.

domingo, 8 de julio de 2018

En ti.



Nunca juzgaré
las alas que te mueven,
libreseme de tal actitud.

Observo el aura de valentía
por donde te mueves
como mujer,
meto mi mano debajo de tu falda,
sintiendo la fragilidad de tu deseo
y en mi tacto
se confiesa el hechizo de tu desnudo,
busco la audiencia de tus ojos,
el júbilo que prende tu piel,
pasaporte ineludible
al reino de tu sexo,
no quiero conquistas ni treguas,
tan sólo un pacto de ansiedades,
dibujandas en un espacio
exento de tiempo
que me permita fluir
al unísono de tu dimensión
y ser,
predicado en tu alquimia
arfil de tu ilusión,
veleta en tu dirección,
maestro de esta sensación.

No quiero hacerte el amor,
tan solo quiero sentir
como caminamos juntos
hacia esta metamorfosis
de muerte en explendor.

Comparte.

jueves, 5 de julio de 2018

Preludio marchito.



Ser lo que te hacen sentir,
diluvio de obligación
preludio marchito,
almizcle fajado de vivir,
asfixia constante
en un rol de humillación
callejón sin salida
que marchita este sentir,
la grandeza del alma
arde herida
ya no hay comunión
que consagre el horizonte
donde nace el sol de la pasión.

Soluble viento inalcanzable
que en el lejano páramo
levanta polvaredas
de inalcanzable satisfacción,
déjame seguir asido a tu nada
buscando otra manera
de vivir.
Comparte.